LA NOTICIA

en San Luis

2016-04-04 Judicial

Iván Ariel Morel

“Se conoce al juez Ruta como un juez que arregla por abajo ¿Se entiende?”




San Luis (LaNoticia) 04-04-16. Lo dijo Morel en el momento en que era desalojado del predio del ex frigorífico Río Seco, donde vivía con su familia.

Al parecer, de las varias familias que viven en el predio del ex Frigorífico Río Seco en Riobamba y avenida Cuarto Centenario, Morel es el único que tenía papeles de una supuesta compra. Coincidentemente fue el único desalojado del lugar el viernes por la tarde-noche por orden del titular del Juzgado de Primera Instancia en lo Civil, Comercial y Minas Nº 4, José Agustín Ruta.

Al respecto Morel fue muy duro con Ruta, porque aseguró que una sociedad perteneciente a su suegro compró la quiebra del frigorífico “y ahora apareció un hombre que dijo que compró el predio, o sea que el juez Ruta vendió el predio con nosotros adentro”. También dijo que Ruta “dispone una venta cuando él quiere”, preguntándose “¿Dónde está la plata de la compra? ¿A quién se la entregan?”.

Morel explicó que el predio “era de Frigorífico Río Seco SA y después fue de los Griotti y después de una firma Mansur que nunca fueron dueños del predio, fueron dueños de la quiebra. En cambio mi suegro compró el predio, no la quiebra”.

“Este predio tiene un costo de 150 millones de pesos”, nos aseguró Morel, agregando que Ruta “ordena una venta del predio por 5 millones de pesos”. Sobre dónde vivía él y su familia, dijo que es “una casa que tiene 400 metros cuadrados cubiertos totalmente equipada, por lo que vale mucho más de los 5 millones con los que este hombre compra todo el lugar”.

Lo más llamativo de todo, es que adentró del lugar se pudo ver a un reconocido abogado que pertenece al círculo del poder político de San Luis.

Carlos Rubén Capella
lanoticiaensl@gmail.com




Volver Atrás
IMPORTANTE!!! La Noticia en San Luis NO TIENE RESPONSABILIDAD ALGUNA sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite, LNSL Se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina.